¿Qué es la banca de reserva fraccionaria?

La banca de reserva fraccionaria es un sistema en el que solo una parte de los depósitos debe estar disponible para su retirada. El resto se puede utilizar para invertir o conceder préstamos que contribuyen a expandir la economía. En la actualidad, es el sistema bancario utilizado en la mayoría de las economías del mundo.

 

Las dudas generadas sobre la solvencia del Silicon Valley Bank y el Credit Suisse llevaron a sus clientes a retirar sus depósitos de forma masiva en marzo. Ninguno de los dos contaba con las reservas suficientes para hacer frente a la avalancha de ahorradores y empresas que querían retirar su dinero. El primero acabó colapsando y el segundo tuvo que ser adquirido por UBS tras una inyección de liquidez millonaria por parte del banco central suizo.

Los sistemas bancarios en la mayoría de los países obligan a las entidades de crédito a mantener una pequeña parte de los depósitos de sus clientes en reserva para hacer frente a las retiradas de fondos, ya sea en dinero físico o en instrumentos muy líquidos. El resto se puede dedicar a inversiones y préstamos que contribuyen al crecimiento de la economía al mantener el flujo de dinero. Esa es la base de la banca de reserva fraccionaria.

Este tipo de banca hace posible un fenómeno denominado multiplicador bancario, que expande el dinero en circulación cuando, al recibir un depósito, el banco solo mantiene una pequeña fracción en reserva y presta el resto. De esta forma, dos personas son titulares del mismo dinero, la que ha hecho el depósito y la que ha recibido el crédito. Por eso la base monetaria, es decir, el dinero real, es inferior a los agregados monetarios del sistema financiero.

Más allá de sus reservas propias, si un banco necesita liquidez adicional para financiar préstamos, liquidar depósitos o cumplir otras obligaciones, puede pedir dinero prestado a otros bancos. O, en último recurso, acudir a la ventanilla de descuento del banco central de su país, donde puede conseguir dinero a un tipo de interés más elevado.

El riesgo del pánico bancario

El problema de la banca de reserva fraccionaria es el constante riesgo de insolvencia ante la retirada masiva de fondos de una entidad, especialmente por el proceso de desregulación vivido por el sector desde los años ochenta del siglo pasado. En una situación de pánico como la que vivieron los clientes del Silicon Valley Bank y Credit Suisse, existe el riesgo de que las retiradas de dinero superen las reservas disponibles y la capacidad del sistema para inyectar la liquidez suficiente. 

Se considera que la banca de reserva fraccionaria tiene sus raíces en la Edad Media y nació vinculada al comercio de metales preciosos. Los orfebres empezaron a utilizar el oro depositado en sus establecimientos para emitir préstamos con intereses a través de pagarés que más tarde se utilizaban como medio de intercambio. Los pagarés emitidos acabaron superando la cantidad de oro físico que tenían bajo custodia. 

A partir del siglo XVII se generalizaron los bancos que emitían papel moneda. Ya en el siglo XIX miles de entidades lo hacían. La crisis originada por la quiebra de muchas de ellas llevó a la creación de los bancos centrales, que debían respaldar la moneda que emitían en exclusiva.

La situación de la eurozona

En la actualidad, las entidades de crédito de la eurozona están obligadas a mantener en su banco central nacional como mínimo el equivalente al 1 % de pasivos específicos, principalmente depósitos de clientes. Esto equivale a unos 165.000 millones de euros, según datos del Banco Central Europeo (BCE). Como indica el Banco de España, se trata de “un instrumento de política monetaria que afecta a las necesidades estructurales de liquidez del mercado y permite estabilizar los tipos de interés a corto plazo”. 

Estas reservas mínimas obligatorias se fijan para un período de seis a siete semanas, que se conoce como “período de mantenimiento”. El importe de los fondos que se deben reservar se calcula en función del balance de la entidad antes de que comience el período de mantenimiento.

Al final de cada uno de esos períodos, los bancos centrales nacionales de la eurozona pagan intereses a las entidades privadas por esas reservas mínimas. Esta remuneración ha estado vinculada históricamente al tipo de interés de las operaciones principales de financiación (OPF), pero desde finales de 2022 las reservas mínimas se remuneran al tipo de interés aplicable a la facilidad de depósito. Este cambio ajusta mejor el interés pagado por las reservas mínimas a los tipos vigentes en los mercados monetarios.

La vulnerabilidad de la banca estadounidense

En marzo de 2020, la Reserva Federal redujo a cero los requisitos de reservas para todas las instituciones depositarias. En su lugar, ahora se paga a los bancos un tipo de interés específico sobre su saldo de reserva para fomentar el mantenimiento de reservas. 

Esta medida, encaminada a inyectar liquidez en la economía estadounidense durante la pandemia, ha aumentado el riesgo en el sistema bancario del país, como se pudo comprobar en el caso del Silicon Valley Bank.

 

11Onze es la fintech comunitaria de Cataluña. Abre una cuenta descargando la app El Canut para Android o iOS. ¡Únete a la revolución!

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos:

Finanzas

La seguridad de los depósitos en bancos españoles

3min lectura

Tener un depósito en un banco español actualmente...

Economía

El apalancamiento y las crisis financieras

5min lectura

Las crisis financieras a menudo están precedidas por...

Economía

Fuga de depósitos de la banca española

4min lectura

En los primeros dos meses del año, las familias retiraron...



Equip Editorial Equip Editorial
  1. Francesc Estafanell PujolFrancesc Estafanell Pujol says:
    Francesc de Borja

    Ara, entenc amb més criteri perquè els bancs t’ofereixen “mil alternatives” quan els parles de retirar capital inclós quan vols saldar deutes. Gràcies

    • Jordi CollJordi Coll says:
      Jordi

      Normal, ells només miren pels seus interessos, els nostres interessos, evidentment que no són els seus… Moltes gràcies pel teu comentari, Francesc!!!

      Hace 3 meses
  2. Joan Santacruz CarlúsJoan Santacruz Carlús says:
  3. Carles MarsalCarles Marsal says:
    Carles

    Fantàstica sèrie animada.

  4. Manuel Bullich BuenoManuel Bullich Bueno says:
    Manel

    Molt bon article.
    Gràcies 💛

Deja una respuesta

App Store Google Play