Morir pagando: el negocio funerario

Se nos hace difícil hablar de la muerte, pero todavía lo es más hablar del precio que tiene morir. Queremos romper el tabú para radiografiar el procedimiento y los costes de los servicios funerarios, históricamente criticados por los elevados precios y la falta de transparencia.

 

La pandemia de la Covid-19 nos ha dejado cifras muy desagradables, encabezadas por las 23.000 defunciones que se han registrado en Cataluña desde el inicio de la pandemia. A este número se suma la desesperación de muchas familias a la hora de hacer frente al entierro para despedir a su ser querido dignamente, ya sea por falta de recursos económicos, por los elevados gastos de la funeraria o, en algunos casos, por no poderse permitir o disponer de un seguro de decesos. 

 

Barcelona crea un protocolo de buenas prácticas 

El primer obstáculo con que se encuentran muchas familias empieza en el mismo centro sanitario: por falta de información, en muchos casos desconocen el procedimiento para contratar en el hospital los servicios funerarios por la muerte de un familiar. Para dar respuesta a esta necesidad, el Ayuntamiento de Barcelona ha creado un protocolo de buenas prácticas sobre servicios funerarios, al que ya se han adherido diez centros hospitalarios de la ciudad.

La finalidad de este protocolo es facilitar información a las familias sobre los pasos a seguir y favorecer la libertad a la hora de escoger una empresa funeraria. Por eso, los centros sanitarios, conjuntamente con los cementerios de la ciudad de Barcelona, disponen de un tríptico donde se informa sobre precios, derechos, empresas operadoras, el procedimiento a seguir en caso de seguro, los servicios gratuitos y los servicios bonificados. El protocolo también detalla cómo toda esta información la tiene que facilitar el personal sanitario en una zona habilitada, para mantener la privacidad.

 

El precio de los entierros, limitado por el coronavirus

El impacto de la pandemia y la situación de desamparo en la que se han encontrado muchas familias ha llevado a la Generalitat a establecer que “en ningún caso los precios de los servicios funerarios podrán ser superiores a los vigentes con anterioridad al 14 de marzo de 2020”. Una mala praxis que ya habían denunciado algunos usuarios de funerarias, que alertaban de unos precios demasiado elevados para los difuntos por coronavirus.

Actualmente, por la falta de transparencia y de información por parte de las funerarias y el agravante del coronavirus, se hace complicado establecer un precio mediano de entierro en Cataluña. Pero para hacernos una idea, en Barcelona, la limitación de los servicios funerarios durante la pandemia se situó en los 1.948,10 euros.

 

 

La recurrente falta de transparencia

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) llevó a cabo en 2020 un estudio donde analizaba las páginas web de 50 funerarias de diferentes ciudades del Estado español, y llegó a la conclusión que la falta de transparencia es constante y recurrente en este sector. Solo cinco funerarias de las 50 que se analizaron informaban y detallaban sus tarifas; otras mostraban el precio de determinados servicios o simplemente el coste total; y las 37 restantes directamente no informaban de precios.

A esta falta de transparencia se suma la falta de libertad a la hora de escoger funerarias, especialmente para personas con seguros de decesos, que solo pueden escoger entre las opciones que la aseguradora indica. En el Estado español, prácticamente la mitad de la población difunta en 2020 tenía seguro (46,6%) y, por lo tanto, se le limitaba la elección. La asociación de pequeñas funerarias Esfune alertaba este mismo año a la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia de esta falta de libertad, que según su estudio afecta al 70% de las familias, tengan o no seguro.

Nada nos libra de la muerte. Por eso es tan importante que el sector funerario ofrezca facilidades y garantías a las familias y se comprometa con la transparencia. Porque el deber de las funerarias es dar una buena muerte.

 

¿Quieres ser el primero en recibir las últimas noticias sobre 11Onze? Clica aquí para suscribirte a nuestro canal de Telegram

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos:

Finanzas

¿Cómo tramitar una herencia en Cataluña?

4min lectura

Resolvemos todas las dudas en esta guía rápida para tramitar

Finanzas

La pandemia en las empresas catalanas

5min lectura

Según el Idescat, el 1 de enero de 2020 había establecidas en

Comunidad

La vida después de ser menor tutelado

9min lectura

La tasa de emancipación se sitúa en veintinueve años, el



Equip Editorial Equip Editorial
  1. Mercè ComasMercè Comas says:
    Mercè

    S’ha d’ anar amb uns ulls com unes taronges perquè no t’encolomin serveis que no vols. No són moments emocionalment adequats per estar al cas i se n’aprofiten. Si veus a venir una mort et pots assessorar, quan és imprevista les regulacions legals passen a un segon terme

    • Elisabet Porqueras GarciaElisabet Porqueras Garcia says:
      Elisabet

      Tens tota la raó Mercè, per això aquest article és tan interessant. Gràcies pel teu comentari, ens veiem per La Plaça

      Hace 2 semanas
  2. Rosa Pinadella DinaretRosa Pinadella Dinaret says:
    Rosa

    L’OCU podria haver fet l’estudi demanant les factures als que, per desgràcia, hem perdut a persones estimades. Tindrien dades reals i transparència 100%. La mitja d’un enterrament 5.500€, una indecència més d’aquesta societat.

  3. Joan Santacruz CarlúsJoan Santacruz Carlús says:
  4. Ricard Calvo VilanovaRicard Calvo Vilanova says:
    Ricard

    Ben explicat

    • Elisabet Porqueras GarciaElisabet Porqueras Garcia says:
      Elisabet

      Gràcies pel teu comentari Ricard, ens veiem per La Plaça

      Hace 2 semanas
  5. Manel Miquel MartinezManel Miquel Martinez says:
    Manel Miquel

    Crec que tot plegat es un negoci i que les bones practicas son sempre difícils de engegar.

    • Elisabet Porqueras GarciaElisabet Porqueras Garcia says:
      Elisabet

      Gràcies pel teu comentari Manel, ens veiem per La Plaça

      Hace 2 semanas
  6. Laura CarlúsLaura Carlús says:
    Laura

    Hi ha un tipus d’ataud de cartró del tot sostenible i d’un cost màxim de 300 eur que ni tant sols ofereixen les funeràries. L’oposició per part d’aquest mercat és tant gran, que mai incorporaran altres models perquè no els permet l’especulació. És indignant!

    • Mercè ComasMercè Comas says:
      Mercè

      Em sembla que aquest tipus de bagul no està homologat a Espanya. Les funeràries actuen com un lobby

      Hace 2 semanas
    • Elisabet Porqueras GarciaElisabet Porqueras Garcia says:
      Elisabet

      A la llarga les coses hauran de canviar Laura. Gràcies pel teu comentari, ens veiem per La Plaça

      Hace 2 semanas
  7. alicia Coiduras Charlesalicia Coiduras Charles says:
    alicia

    El deure de les funeraries es poder donar un bon enterrament però el principal deure passa pel país i govern que estabkeix aquest deure
    Gracies per l’informacio

    • Elisabet Porqueras GarciaElisabet Porqueras Garcia says:
      Elisabet

      Gràcies pel teu comentari Alícia, ens veiem per La Plaça

      Hace 2 semanas
  8. Gabriel JosidGabriel Josid says:
    Gabriel

    Felicitats per tocat aquest tema i intentar contribuir a que morir en el nostre país sigui més digne i menys mercantilista.

    • Pilar Oltra ViguerasPilar Oltra Vigueras says:
      Pilar

      Gràcies, Gabriel, celebro que l’hagis trobat constructiu.

      Hace 2 semanas

Deja una respuesta